LA BILIS QUE SUPURAN MIS POROS

Quería escribir el último post del año 2014, pero cuando me pongo a ello se me agotan las ideas. Pero aún así…
Empezaré por cabrearme un poco. Hace ya algún tiempo, cuando se puso de moda el bailecito del Zumba, me salió un serio competidor en los buscadores de internet. Y es que tiene gracia (mi padre hubiese dicho: “tiene cojones la carga leña”) que mi seudónimo –Zumba Solo, completo- gestado allá por mediados de los 70´ y dado a conocer más recientemente (a primeros de los 90´) entre los radioaficionados, ahora resulta que es mas popular que mi indicativo y aparece por doquier. ¡Qué voy a hacer! Menos mal que estos bailes (o tablas de ejercicios o vaya usted y busque qué será) que ya en otras ocasiones importamos de Sudamérica se fueron diluyendo en el tiempo sin dejar rastro. Pero aún así me jode.

-Otro de los temas de fácil acceso es la política que según alguien que no recuerdo, definió como “el arte de gobernar a los pueblos” y que si levantara la cabeza se volvería a morir de equis infartos agudos de miocardio. Y que tengan arte nuestros políticos para gobernarnos, ya está más que demostrado –y que cada cual tome el atajo que quiera-, pero de lo que no nos queda duda a ningún españolito de a pié (incluso a bastantes jueces) es de que son unos auténticos “artistas” del engaño, la manipulación, la estafa, el enriquecimiento ilícito institucionalizado y un largo etcétera cuya enumeración nos sabemos de memoria. Gobernantes para los grandes pilares de las economías nacionales (bancos, energéticas, comunicaciones), saltándose a la torera –sin un ápice de vergüenza- los derechos fundamentales del pueblo, autorizando impuestos, subidas de tarifas que provocan una ruina para las familias a cambio de asegurarse puestos en las grandes empresas beneficiadas por su gestión. Gobernantes ahora acojonados porque, se les viene encima el corazón del pueblo, arrollador, sin compasión. Sin perdón. Gobernantes – y oposición- que ven como se les acaba el chollo y gastan todas las balas disponibles (algunas de ellas hasta prestadas) para hacer el máximo daño posible. Desprestigio, descalificación, ninguneo, incapacidad, falsedades, zancadillas, bloqueos económicos y mucho más. Pero vuestro pueblo, querido gobernante, adlátere de quien todos sabemos (que ya dije una vez que no somos tontos del culo, que eso es lo que os creéis vosotros) pronto os hará pagar. Pronto os apeará del caballo y sufriréis la vergüenza de vuestra derrota y haréis lo posible por encontrar el estribo que os mantenga arriba. Y aunque coartareis desde dentro y desde fuera todas las iniciativas de los que vienen, aunque no se puedan llevar a cabo muchas de sus propuestas, al menos, dejarán entrar un poco de aire fresco para que el pueblo oprimido respire viendo como se acaba con los oligarcas (que no son pocos) y sus fechorías perpetuadas desde el inicio de lo que ahora llamados “nuestra democracia”. Ya veis que esto, aún así, también me jode.

-Y podréis decir que se está acabando la crisis, que sois tan cojonudos que aprobáis una nueva ayuda para parados que no reciben ninguna otra prestación, eso sí, solo para 6 meses y para aquellos que reúnan ciertas condiciones. ¡Vamos, otra estafa! Así nos vamos aproximando a las elecciones y habéis ido ganando adeptos. Y a los medios de comunicación les pedís que de los desahucios se hable lo mínimo o nada. Y a los de las preferentes id callándolos con caramelillos (de café con leche) y a los honrados fiscales, que les den, si no están de acuerdo con vuestros fines y a la justicia manipuladla promulgando leyes para que no “duren” los procesos tantos años, y a los jueces cambiadlos de destino así el que venga detrás se tendrá que empollar los tropecientos tomos del sumario. Y mil cosas más que no quiero seguir anotando porque hoy es Nochevieja y ya me estoy calentando demasiado. Pero por último sólo añadiré una pregunta: ¿Qué coño vais a hacer con los 4,5 millones de parados que actualmente están inscritos en las listas del INEM? ¿Qué harán los parados de mediana edad que no encuentran trabajo y tampoco lo encontrarán? Está claro: “Borrón y cuenta nueva”. Ya, estos ya no cuentan porque sabéis que los pensionistas y la familia los ayudará y todo es cuestión de puñado de arroz y vaso de agua. Y por ahí os vais escapando (no creo que por mucho tiempo), porque si no a estas alturas ya seriáis la clase política del mundo con más eunucos. Y esto también me jode.

-Ayer leí en el Face que alguien escribió algo así como “deseo que termine cuanto antes este jodido año de mierda…” Y le contestaría que no diga eso, que el tiempo es inexorable, que no tiene vuelta atrás, que no vuelve a pasar por el mismo sitio. Que no hay segundas oportunidades. Y que lo malo o lo bueno, lo tienes que vivir porque es lo último. Mañana será un día menos de vida:

Recuerde el alma dormida,
avive el seso e despierte
contemplando
cómo se passa la vida,
cómo se viene la muerte
tan callando
Si alguien quiere leer más de las coplas de D. Jorge Manrique por la muerte de su padre aquí podéis hacerlo.

-Estaba recordando algunos de mis viajes en tren de muy jovencito –entre 14 y 16 años, calculo-, de noche en aquellos vagones de 2ª Clase con departamentos para ocho personas. Viajes que duraban toda la noche para recorrer algo más de 400 km. y una estación intermedia en la que hacía una parada de 5 o 10 minutos que daban tiempo para estirar las piernas, tomar un café en la Cantina o comprar una revista en el kiosco. Si la estación era Albacete, comprábamos navajas a aquellos incansables vendedores que recorrían el tren de cabo a rabo con sus fajas repletas de ofertas irresistibles: “¡Navajas de Albacete, la que pincha, corta, raja y mete!”. Pero uno de los recuerdos que más tengo presente y me gusta recordar, es el de ver pasar los pueblos desde la ventana del pasillo, en la madrugada, acostados en la llanura, con sus mortecinas luces a 400 o 500 m. de la vía y que me hacían pensar qué pueblo sería, cómo serían sus habitantes, a qué se dedicarían, si estarían durmiendo todos, cómo serían sus vidas, qué me podrían contar y qué les podría contar yo. Era, cómo diría, casi romántico. Y no era el único que pegaba la nariz al cristal a esas horas de vigilia; siempre se encontraba uno con alguien más y en ocasiones servía para entablar breves – o no tan breves- conversaciones.

Ahora me voy a tomar un cubata para ir ambientándome, porque para ser el último post del 2014, vaya coñazo que he metido. Y menos mal que la parte final es más dulce. Y descafeinada.
Vamos a por el 2015 y que dios reparta hostias (¡Uy! quería decir suerte).

Uvas Nochevieja

Uvas Nochevieja

PD: 12 uvas sin semilla en estuche con forma de reloj: 1,50 € (Grandes supermercados).

(2,29 €/kg a granel o en cestitas. Número de uvas por kilo aprox: 90 u. (No las he contado pero posiblemente entren más). Dividiendo por 12, salen 7,5 estuches. Considerando que el coste de envasado y que la uva no tenga semilla encarezca el proceso un 30 %, el kg de uva así presentado (en porciones de 12 unidades) saldría a 22,50 €. (El precio en almacén para mayoristas es actualmente de 1,64€/kg). Venga emprendedores id tomando nota. Y los demás, seguimos entrando al trapo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s